CouchSurfing: alojarse gratis alrededor del mundo


Planificar un viaje, el itinerario de países y ciudades a visitar, suele ser sumamente divertido. Sin embargo, a veces llegado el momento de comprar los billetes de avión y reservar el alojamiento, deben realizarse ajustes en cuanto a los lugares que se recorrerán para respetar el presupuesto.

CouchSurfing es una opción ideal para aquellas personas con presupuesto ajustado o que simplemente desean ahorrar en hoteles. Se elige la ciudad, se contacta a la persona que ofrece alojamiento y listo: un sofá para dormir gratis.
¿Qué es exactamente CouchSurfing?

CouchSurfing se autodefine como “una network internacional sin fines de lucro que conecta a viajeros con locales en más de 230 países y territorios alrededor del mundo”.

Podría decirse entonces que se trata de una especie de red social que ofrece la posibilidad de contactar con gente de todo el mundo. A su vez, estas personas ofrecen su casa para que los viajeros puedan pasear por su ciudad sin gastar en alojamiento. Si bien ésta es su principal cualidad, no se trata solamente de evitar costos sino también de realizar un intercambio cultural que enriquezca tanto al visitante como al dueño de casa.
¿Cómo conseguir alojamiento gratuito?

El primer paso es la creación de un perfil detallado con información personal y descripción de la personalidad. Contar los gustos, los intereses, los idiomas que se hablan e incluso los sitios que se han visitado es importante para que la persona que ofrece su hogar conozca a su invitado.

También es necesario describir si es posible alojar a alguien en la propia casa y cómo es el lugar destinado al huésped. Luego, si no se desea o resulta imposible recibir a algún visitante, puede agregarse esa información.

Una vez rellenado el perfil, se puede comenzar a “surfear sofás” (como se dice en este social media) en el destino deseado y solicitar alojamiento al usuario elegido.
as ventajas de pasear con un “local”

La experiencia de “surfear sofás” brinda la posibilidad de conocer gente de la otra punta del globo terráqueo y entablar relaciones de amistad, además de practicar idiomas, abrir la mente a nuevas culturas y otras formas de pensar.

Quizás uno de los beneficios más palpables sea tener la oportunidad de conocer un destino a través de los ojos de un local. Nadie mejor que alguien que vive en esa ciudad podrá mostrar sus encantos ocultos, los lugares de moda, las mejores tiendas y los más exquisitos manjares típicos. Pasear con un lugareño puede transformar la visita a un nuevo país en un excitante (e inolvidable) descubrimiento cultural.
Seguridad en el viaje "low cost"

Tomar la decisión de pasar unos días en la casa de un desconocido no es sencillo. Puede generar reticencias, nervios y miedos. En el mundo actual, es imposible aventurarse y no pensar en las consecuencias.

Por este motivo, CouchSurfing cuenta con una serie de medidas de seguridad que intentan proteger a los participantes de la comunidad, tanto al viajero como al anfitrión. Cada vez que una persona es alojada u hospeda a alguien, recibe comentarios en su perfil contando cómo ha sido esa experiencia. Estas referencias son fundamentales, ya que las decisiones de los “surferos” se basan en primer lugar en ellas.

Además, los miembros de la red, que han sido avalados al menos tres veces, pueden dar su aval por otro miembro. Es decir que aquellas personas que han recibido votos de confianza de parte de sus compañeros pueden a su vez dar fe por otro miembro y sus acciones.
Dormir en vacaciones totalmente gratis

CouchSurfing es una iniciativa gratuita que recibe donativos de sus miembros. Cuando uno realiza una donación, el social media se encarga de verificar los datos de esa persona y luego, le otorga el símbolo de “verificado” que actúa a su vez como otra seña de seguridad ya que implica que ese posible huésped o anfitrión ha brindado información verídica.

En ningún momento, los anfitriones solicitarán un pago a cambio del uso de su hogar. Aunque sí es recomendable que el viajero tenga alguna atención con quienes lo alojan, ya sea lavando los platos, cocinando o simplemente agradeciendo cortésmente por todas las gentilezas recibidas.

En la era de la comunicación 2.0, nació otra manera "low cost"de viajar. CouchSurfing permite conocer gente de cualquier lugar del planeta y ahorrar en hoteles al mismo tiempo. Una oferta interesante para todo aquel con espíritu aventurero.

SHARE THIS

Autor:

La persona inteligente viaja para enriquecer después su vida en los días sedentarios, que son más numerosos..

0 blogger-facebook:

Gracias por Vuestros comentarios.