Fotografia de vacaciones durante el viaje


Viajar en compañía de no aficionados a la fotografía limita un
poco la actividad de los apasionados,pues se depende de los
demás para los desplazamientos y los tiempos de estadía en cada
sitio. Una solución es madrugar y “escaparse” un rato antes del
desayuno. Así podrá dedicar un tiempo valioso a la fotografía sin
molestar o cambiar los planes del grupo, en un momento del
día en que la luz es generalmente muy apropiada.

• Tampoco se limite a seguir la ruta que proponen los guías.
Atrévase a explorar por cuenta propia otros lugares interesantes
para fotografiar.
• Tenga paciencia para encontrar la mejor fotografía. En lugar de
dedicar algunos minutos haciendo varias tomas seguidas,
intente regresar al mismo sitio en una hora distinta, o al día
siguiente, para buscar nuevos ángulos y puntos de vista. Seguramente encontrará mejorescondiciones de luz o algún elemento novedoso y sorprendente que enriquecerá la imagen.


Sepa que un buen resultado en  la toma de una fotografía no depende del estado del tiempo.Aprenda a lograr buenas imágenes en días lluviosos.

• Lleve la cámara colgada al cuello,encendida y con el objetivo destapado. Verifique las condiciones de luz y modifique los valores de obturación y diafragma a medida que vayan cambiando dichas condiciones.

• Si lo cree conveniente, mantenga a la mano un cuaderno o libretae apuntes para llevar un breve registro de las fotos que va tomando. Anote información valiosa como el lugar y la hora donde las tomó, nombre de las personas que aparecen, descripción de los motivos,etc.

• Lleve suficientes tarjetas de memoria para almacenar sus fotografías o, mejor aún, considere la posibilidad de transferirlas al disco duro de un computador o a una unidad de memoria portátil por lo menos una vez al día.

• Haga diariamente una copia de seguridad o back up de sus archivos en DVD para evitar la pérdida de sus fotografías.


Cuide bien su cámara. Conviene revisar y limpiar diariamente
los objetivos, para evitar que se acumulen el polvo y las huellas dactilares.
• Si en cualquier momento la cámara deja de funcionar, lo más
probable es que se le haya agotado la batería. Si al reemplazarla
sigue sin funcionar, quizás se deba a un mal contacto eléctrico.
Ensaye frotando los contactos metálicos, tanto de la cámara
como de la batería con el borrador de un lápiz.
• Cuando se toman fotografías junto al mar, hay que proteger
la cámara con una bolsa plástica, a la cual se le hace un orificio
en el fondo, justo para el objetivo, y se ajusta con una banda
elástica. Si va a viajar en una embarcación, lo más aconsejable
es colocarla en una bolsa de plástico hermética y resistente.
• Si la cámara cae al mar, lo primero que hay que hacer es sacarle
las baterías y enjuagar con agua dulce para evitar la corrosión.
Busque cuanto antes un servicio técnico.

SHARE THIS

Autor:

La persona inteligente viaja para enriquecer después su vida en los días sedentarios, que son más numerosos..

0 blogger-facebook:

Gracias por Vuestros comentarios.